Don't Let Fear Stop You from Applying for a Mortgage | Simplifying The Market

No deje que el miedo le impida solicitar una hipoteca

Un número considerable de compradores potenciales se intimidan de entrar en el mercado de bienes raíces debido a sus incertidumbres sobre el proceso de compra. Una causa especifica de preocupación tiende a ser la calificación para la hipoteca.

¡Para muchos, el proceso de la hipoteca puede ser aterrador, pero no tiene que ser así!

Para calificar en el mercado actual, usted necesita haber ahorrado para un pago inicial (73 % de todos los compradores dieron un pago inicial de menos del 20 %, con muchos compradores haciendo un pago del 3 % o menos), un ingreso estable y un buen historial de crédito.

A lo largo de todo el proceso de la compra de la casa, usted va a interactuar con distintos profesionales, que realizaran funciones necesarias. Estos profesionales también son recursos valiosos para usted.

Una vez esté listo para la solicitud, aquí están 5 pasos que Freddie Mac sugiere que siga:

  1. averigüe su historial de crédito & puntuación actual – Aun si usted no tiene un crédito perfecto, tal vez podría calificar para un préstamo. El promedio del puntaje FICO® de todos los prestamos cerrados en septiembre fue de 724, según Ellie Mae.
  2. Empiece a reunir todos sus documentos – verificación de ingresos (como el formulario W-2 o la declaración de impuestos), historial del crédito, y sus activos (como el estado de cuenta bancarios para verificar sus ahorros).
  3. Comuníquese con un profesional – Su agente de bienes raíces podrá recomendarle un representante de préstamos que le pueda ayudar a desarrollar un plan de gastos, así como determinar que tanto puede pagar.
  4. Consulte con su prestamista – Él o ella revisara sus ingresos, gastos y metas financieras para determinar el tipo y la cantidad de la hipoteca para la que usted califica.
  5. Hable con su prestamista sobre una pre-aprobación – una carta de pre-aprobación proporciona un estimado de lo que usted puede pedir prestado (siempre y cuando su estado financiero no cambie) y ¡demuestra a los vendedores de casa que usted está serio en cuanto a la compra!

En conclusión,

Haga su investigación, acérquese a los profesionales, mantenga a su presupuesto, y este seguro que usted está listo para tomar la responsabilidad financiera de convertirse en propietario de casa.