Mortgage Rates on FIRE! Home Prices Up in Smoke? | Simplifying The Market

¡Las tasas hipotecarias arden! ¿Se esfuman los precios de las casas?

Las tasas de interés hipotecarias ya han aumentado más de un cuarto de punto en 2018.  Muchos están pronosticando que las tasas podrían aumentar hasta 5 % para finales del año.

¿Qué impacto tendrán las tasas en el aumento del valor de las viviendas?

Muchos llegan rápidamente a la conclusión que un aumento en las tasas hipotecarias tendrá un impacto perjudicial en los precios de los bienes raíces ya que menos compradores podrán calificar por un préstamo. Esto parece lógico – si hay menos demanda por la vivienda, entonces los precios caerán.

Sin embargo, en una economía buena, el aumento de las tasas hipotecarias aumenta la demanda a medida que muchos compradores potenciales dejan de esperar para garantizar que obtiene la tasa más baja.

Veamos los precios de las casas las últimas cuatro veces que las tasas hipotecarias aumentaron drásticamente.

¡Las tasas hipotecarias arden! ¿Se esfuman los precios de las casas?

En cada caso, los precios de las casas APRECIARON no depreciaron. Nadie está proyectando un aumento tan drástico en las tasas como los ejemplos anteriores. La mayoría está proyectando un aumento de aproximadamente 1 % para finales del año.

La última vez que las tasas hipotecarias aumentaron 1 % durante un periodo de doce meses fue en enero 2013 (3.41 %) a enero 2014 (4.43 %). ¿Qué pasó con los precios de las casas durante ese lapso? Apreciaron 9.8 %.

Apenas hace dos semanas, Rick Palacios Jr., el director de investigación de John Burns Real Estate Consulting explicó:

 “Las tasas hipotecarias han aumentado un 1 % o más diez veces en los últimos 43 años, con poco impacto en las ventas y los precios de las viviendas cuando la economía también estaba fuerte…Históricamente, la confianza creciente, el crecimiento sólido laboral, y los salarios más altos han contrarrestado la reducción de la demanda por la vivienda derivado de las tasas hipotecarias más altas”.

En conclusión,

Cuando las tasas hipotecarias aumentan, la historia ha mostrado que los precios han apreciado no depreciado durante ese mismo lapso.